DEREK AND THE DOMINOS: Layla – BOOKER T. & PRISCILLA JONES (RITA COOLIDGE): Time

DEREK AND THE DOMINOS: Layla – BOOKER T. & PRISCILLA JONES (RITA COOLIDGE): Time

LA POSIBLE COPIA

 

DEREK AND THE DOMINOS: Layla

 

«Layla» es una canción del grupo de blues-rock anglo-americano Derek and the Dominos, que apareció publicada como la decimotercera pista de su único álbum de estudio, Layla and Other Assorted Love Songs , editado el 9 de noviembre de 1970.

 

La canción, que en el álbum contaba con 7:04 minutos, fue publicada también en single en una versión reducida a 2:42 minutos por la compañía discográfica RSO-Polydor en marzo de 1971. Producida por el grupo junto a Tom Dowd, aparecía como compuesta por Eric Clapton y Jim Gordon.

 

La canción se inspiró en una historia de amor que se originó en la Arabia del siglo VII y luego formó la base de La historia de Layla y Majnun del poeta persa del siglo XII Nizami Ganjavi, que el actor Ian Dallas le había dado a Clapton. La historia de Nizami hablaba de una princesa casada por su padre con un hombre al que no amaba.

 

El libro conmovió profundamente a Clapton, porque era la historia de un joven que se enamora perdidamente de la princesa, se vuelve loco y no puede casarse con ella. En su caso, tenía una conexión por la historia porque Clapton sentía un amor secreto por Pattie Boyd, la esposa de su amigo y compañero músico George Harrison.

 

Clapton escribió «Layla» como una balada, con una letra que describe su amor no correspondido por Boyd, pero la canción se convirtió en un tema rock cuando, según Clapton, Allman compuso el riff característico de la canción. El riff se basaba en uno que Albert King había empleado en su canción «As The Years Go Passing By», pero lo aceleró considerablemente. Con la banda en el estudio y la producción de Dowd, «Layla» se grabó en formato de rock.

 

Poco después, Clapton escuchó a Jim Gordon tocar una pieza para piano que había compuesto por separado. Impresionado por la pieza, convenció a Gordon para que le permitiera que se usara como parte de la canción. La segunda parte de «Layla» se grabó aproximadamente una semana después de la primera, con Gordon tocando su parte de piano, Clapton tocando la guitarra acústica y la guitarra slide, y Allman tocando la guitarra eléctrica y slide con cuello de botella. Después de que Dowd uniera los dos movimientos, «Layla» estaba completa.

 

En su libro de 2007 Un maravilloso presente Pattie Boyd escribió: «Nos conocimos en secreto en un apartamento en South Kensington. Eric Clapton me había pedido que fuera porque quería que escuchara una canción nueva que había escrito. Encendió la grabadora, subió el volumen y me puso la canción más poderosa y conmovedora que jamás había escuchado. Era “Layla”, sobre un hombre que se enamora perdidamente de una mujer que lo ama pero que no está disponible. Me la puso dos o tres veces, observando todo el tiempo mi rostro atentamente fijándose en mi reacción. Mi primer pensamiento fue: ‘Oh Dios, todos van a saber que esto es sobre mí’.

 

Estaba casada con su amigo George Harrison, pero Eric había dejado claro su deseo por mí durante meses. Me sentí incómoda porque me estaba empujando en una dirección en la que no estaba segura de querer ir. Pero al darme cuenta de que había inspirado tanta pasión y creatividad, la canción me superó. No pude resistir más».

 

En un artículo publicado en The Guardian el 13 de diciembre de 2008, Pattie aseguró que «No estaba tan feliz cuando Eric escribió “Layla”, mientras todavía estaba casada con George. Sentí que estaba siendo expuesta. Estaba asombrada y emocionada por la canción, era tan apasionada y devastadoramente dramática, pero quería aferrarme a mi matrimonio. Eric hizo esta declaración pública de amor.

 

Me resistí a sus atenciones durante mucho tiempo, no quería dejar a mi esposo. Pero obviamente, cuando las cosas se pusieron tan terriblemente mal para George y para mí, fue el final de nuestra relación. Ambos tuvimos que seguir adelante. Layla se basaba en un libro de un poeta persa del siglo XII llamado Nizami sobre un hombre que está enamorado de una mujer inalcanzable. La canción era fantásticamente dolorosa y hermosa”.

 

Esta sería la traducción de su letra:

“¿Qué harás cuando te sientas sola
y nadie esté esperando a tu lado?
Has estado corriendo
y escondiéndose demasiado tiempo.
Sabes que todo es por tu estúpido orgullo

Layla.
Me tienes arrodillado, Layla.
Rogando tu querido perdón, Layla.
Cariño, ¿calmarás mi preocupada mente?

Traté de consolarte.
Cuando tu esposo te decepcionó.
Como un tonto, me enamoré de ti.
Diste la vuelta a mi mundo.

Layla.
Me tienes arrodillado, Layla.
Rogando tu querido perdón, Layla.
Cariño, ¿calmarás mi preocupada mente?

Saco lo mejor de la situación
antes de que finalmente me vuelva loco.
Por favor, no digas que nunca
encontraremos una manera
o me digas que todo mi amor es en vano.

Layla.
Me tienes arrodillado, Layla.
Rogando tu querido perdón, Layla.
Cariño, ¿calmarás mi preocupada mente?”

 

EL ORIGINAL

 

BOOKER T. & PRISCILLA JONES (RITA COOLIDGE): Time

 

Tal y como se puede comprobar al escuchar ambas canciones, la segunda parte de “Layla” de Derek & The Dominos es prácticamente igual a “Time”, canción compuesta por Rita Coolidge en 1971 e incluida en el álbum en conjunto de su hermana Priscilla Jones con Booker T. Jones titulado Chronicles y editado en 1973.

 

Aunque solo a le atribuyó a Jim Gordon la segunda parte de “Layla”, otros músicos han dado otra versión. Así, según según el teclista de Derek and the Dominos, Bobby Whitlock, en declaraciones a la web Where’s Eric el 26 de abril de 2011, «Jim tomó esa melodía de piano de su ex novia Rita Coolidge. Lo sé porque en los días de Delaney & Bonnie vivía en la antigua casa de John Garfield en Hollywood Hills y había un casa de invitados con un piano vertical.

 

Rita y Jim estaban en la casa de invitados y me invitaron a unirme a escribir esta canción con ellos llamada “Time”. Su hermana Priscilla terminó grabándola con Booker T. Jones. Jim tomó la melodía de la canción de Rita y no le dio crédito por escribirla. Su novio la estafó».

 

Dicha afirmación también se recoge en la autobiografía Wild Tales de Graham Nash de 2014 . Pero quien más se ha extendido en comentar su versión de la historia es su propia autora, Rita Coolidge, en su autobiografía de 2016. Delta Lady, tal y como recoge Luis Lapuente en su epitafio de Jim Gordon en la edición del 20 de marzo de 2023 de Efe Eme:

 

“Una tarde de 1970, Jim Gordon vino a mi casa de Hollywood, se sentó al piano y tocó para mí una progresión de acordes que acababa de componer. La mayoría de la gente conoce a Jim como uno de los mejores baterías de sesión de Los Ángeles a principios de los setenta (tocó en todo tipo de temas, desde “Wichita Lineman”, de Glen Cambpell, hasta el álbum Pet Sounds de los Beach Boys), pero también era un pianista competente y, al haber estado expuesto a tantos estilos musicales, tenía un sentido muy desarrollado de la melodía y la estructura.

 

Los acordes que Jim tocó para mí estaban en la tonalidad de Do sostenido y formaban un estribillo de ocho notas antes de que se repitiera la progresión. Tenía algo de inquietante (…) Me encantó la progresión de Jim, pero de momento solo era eso: un riff impresionante, no una canción. Mientras jugábamos con ella, se me ocurrió de repente una segunda progresión, una contramelodía que resolvía la tensión de los acordes de Jim y construía un crescendo dramático que unía el principio y el final de la canción. Escribí una letra que reflejaba la sensación de fatalismo y esperanza de la melodía (“cariño mío, créeme, no me dejes nunca, tenemos un millón de años para demostrarles que nuestro amor es real”).

 

Jim y yo acabamos llamándola “Time (Don’t Let the World Get in Our Way)” y grabamos una maqueta. Tocamos la canción para Eric Clapton cuando estábamos en Inglaterra de gira con Delaney and Bonnie. Recuerdo claramente estar sentada al piano en los Olympic Studios mientras Eric me escuchaba tocarla hasta el final (también lo recuerda Bobby Whitlock, el as del piano de Delaney y Bonnie, que estaba en la sesión). Jim y yo le dejamos a Eric una cinta de la maqueta, con la esperanza, por supuesto, de que la versionara. No pasó nada y me olvidé del tema.

 

Una tarde de 1971, después de terminar mi primer álbum, estaba en A&M Records haciéndome fotos promocionales. El fotógrafo había encendido una radio mientras trabajaba. No estaba prestando mucha atención, pero, de repente, me di cuenta de que la canción que estaba sonando me resultaba familiar. Pensé: “Espera, creo que ya la he oído antes”. El fotógrafo me decía que posara de esta manera y de aquella otra, pero yo solo oía esa canción. De repente, caí en la cuenta: la canción de la radio era mi canción, pero nunca la había grabado. Se me debían de estar saliendo las venas del cuello…”

 

En este recuerdo de los hechos, Coolidge termina asegurando que “Estaba furiosa. Lo que claramente habían hecho fue tomar la canción que Jim y yo habíamos escrito, descartar la letra y agregarla al final de la canción de Eric. Era casi lo mismo”.

 

Aquí se puede ver un vídeo en inglés donde Rita Coolidge confirma el plagio:

https://www.youtube.com/watch?v=A1Rik_pdZDM

 

¿Crees que se parecen?
[Total: 0 Media: 0]
(Visited 117 times, 1 visits today)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *